POEMAS DE LAS ESTACIONES (BARA MAH)


Del libro EL EVANGELIO DE GURÚ NANAK  (José Ignacio Guerra)


 

 

 CHET (marzo-abril)

 

Es el mes de Chet, el mes de la primavera,

cuando las abejas zumban tras la miel

y los árboles muestran sus flores.

Pero hay una pena en mi corazón,

pues el Señor, mi Maestro, no está junto a mí.

 

Si el esposo no vuelve al hogar,

¿cómo podrá la esposa hallar alivio a su dolor?

El pájaro canta en el bosque de mangos

y las abejas revolotean sobre los capullos en flor;

pero el dolor de la separación hiere mi cuerpo.

¿Cómo disiparé el sufrimiento

y hallaré la paz bendita ?

 

Oh Nanak,

sólo cuando el Señor regrese a su lado,

llegará la primavera perfecta a la esposa.

 

 

VAISAKHI (abril-mayo )

 

Hermoso Vaisakhi,

cuando los arbustos se visten de nuevo

y la esposa espera la vuelta de su Señor.

 

Mi amor,

sólo contigo puedo cruzar

las turbulentas aguas de la ilusión.

Ten compasión de mí y vuelve a mi lado,

pues sin ti no poseo ningún valor.

 

Mírame con agrado

y deja que nuestros ojos se encuentren:

sólo entonces será saciado mi anhelo.

 

Oh Nanak,

¿dónde buscaste al Señor?

¿A quién esperaste ?

No tienes que ir lejos,

pues el Señor está dentro de ti:

en tu cuerpo está su morada.

Si tu corazón anhela al Señor ,

El te amará

y Vaisakhi será hermoso.

 

 

JETH (mayo-junio)

 

¿Por qué olvidar al amado Señor

en el buen mes de Jeth?

Cuando la tierra resplandece con el calor del sol,

la esposa rinde obediencia y reza.

 

Oh Señor, déjame alcanzar el favor de tus ojos,

pues sólo Tú eres verdadero, libre de todo deseo:

¿Cómo podré acercarme a ti

y encontrar la paz perfecta?

 

Oh Nanak,

en el mes de Jeth

la que conoció al Señor se volvió como El,

le pudo conocer

caminando en la senda de la virtud.

 

 

ASADH (junio-julio )

 

En Asadh el sol abrasa los cielos

y la tierra arde como un horno.

Las aguas entregan sus vapores al calor implacable ;

así el país no deja de cumplir su destino.

 

El carruaje del sol

se alza en las cumbres de las montañas;

el cicada canta en el claro del bosque

mientras las sombras ocupan la tierra.

 

Mi Amado es como la brisa del atardecer;

mi vida y su fin

dependen de la voluntad del Señor.

Oh Nanak,

a El entrego mi alma.

 

 

SAVAN (julio-agosto )

 

¡Alégrate, corazón!

Es Savan,

la estación de los nimbos y las lluvias.

Mi cuerpo y mi alma suspiran por el Señor;

si no vuelve pronto,

me moriré anhelando su regreso.

 

El relámpago despierta el temor en mi corazón

y la tristeza inunda mi cuerpo.

Sin ti me hallo en el umbral de la muerte;

no tengo hambre ni sueño,

ni siquiera puedo soportar las prendas de mi cuerpo.

 

Oh Nanak,

la verdadera esposa

es aquella que se pierde en su Señor.

 

 

BHADON (agosto-setiembre )

 

En el mes de Bhadon

me perdí en un laberinto de la falsedad y derroché mi juventud.

El río y la tierra forman una infinita extensión de agua:

es el monzón de la estación de la diversión.

 

Llueve sin cesar y las noches son oscuras;

¿Qué consuelo hay para la esposa abandonada?

Los pavos reales chillan y el cuco canta

mientras las serpientes almacenan su veneno.

En la plenitud del éxtasis, los mares han saltado sus límites.

 

En medio de tanta alegría

mi alma se consume porque no encuentra al Señor.

Sólo El puede saciar mi anhelo y devolver el gozo a mi

corazón.

 

 

ASAN (setiembre-octubre)

 

Oh Maestro,

ven a mí en el mes del Asan,

la agonía de tu ausencia consume mi alma.

Si el Señor quiere, le encontraré;

si no, yaceré perdida en un pozo sin fin.

 

Me alejé por caminos de falsedad

y el Maestro me perdonó.

Los años han engrisecido mi cabello,

atrás he dejado muchos inviernos,

pero las llamas de la ilusión todavía crepitan ante mí.

 

¿Adónde iré ?

La rama permaneció siempre lozana,

pues en su interior la savia se mecía día y noche.

Si el Nombre del Señor corre por tus venas,

la vida y la esperanza no morirán jamás.

Así lo dicen las gentes:

la comida a fuego lento se prepara mejor.

 

Asan, mi Señor,

es la época de las citas,

y hemos esperado demasiado tiempo.

 

 

KATAK (octubre-noviembre)

 

En el mes de Katak obtendré mi recompensa.

Lo que el Señor desee es todo lo que merezco.

La lámpara de la sabiduría arde bien

si la humildad la alimenta;

si el amor alimenta la lámpara,

el amante encontrará al Señor y hallará la plenitud.

Aquellos que son obsequiados con la adoración de tu Nombre

se funden en ti,

pues Tú eres su objetivo y su meta en la vida.

 

Señor,

hasta que no me concedas tu visión

y rompas las ataduras de la superstición,

una sola hora será para mí una eternidad.

 

 

MAGHAR (noviembre-diciembre)

 

El mes de Maghar es dichoso

para aquella que está perdida en su Señor

y le canta con devoción.

¿Por qué no amar al Señor en el mes de Maghar?

El que es eterno, sabio y omnisciente,

es también el maestro del destino.

El mundo está agitado

porque ha perdido la fe en El

Mas la que tiene el Conocimiento y medita

se funde en la contemplación de su Señor.

En canciones, danzas o versos proclama su Nombre;

así todos sus sufrimientos se desvanecen.

 

¡Oh Nanak!

El Señor escoge a la que le reza

no con su boca, sino con toda su alma.

 

 

 POKH ( diciembre-enero )

 

Igual que en el mes de Pokh

la escarcha hiela la savia de los árboles,

así la ausencia del Señor mata el cuerpo y la mente

¡Oh Señor! ¿Por qué no vuelves a mi lado?

 

A través de la Palabra del Guru

le rezo a Aquel que da vida a todos los seres.

Su luz brilla en toda vida

nada de hueso, útero, sudor o semilla.

Misericordioso Señor y Maestro

Obséquiame con tu visión y dame la salvación.

 

¡Oh Nanak!

Sólo la que ama al Señor, al dador de vida,

podrá unirse con El.

 

 

MAGH (enero-febrero)

 

En el mes de Magh hice mis abluciones

y el Señor entró en mi ser;

peregriné en mi interior y fui justificada,

pues me permitió fundirme con El.

jAmado! Si me encontraste hermosa,

mi peregrinación ya está cumplida y mis abluciones hechas.

El Conocimiento de la eternidad

que me ha revelado mi Señor

es más precioso que las aguas sagradas del Ganges

y los siete mares.

 

Magh es la esencia de la ambrosía;

el que adora al gran dador de vida,

obtiene lo que no se alcanza

bañándose en todos los lugares santos.

 

 

PHALGUN (febrero-marzo)

 

En el mes de Phalgun

el corazón de la esposa está siempre en flor;

día y noche rebosa de divina exaltación,

pues Tú has aceptado su amor.

 

Sólo aquellos que se pierden en ti

conquistan el amor de sí mismos;

sé amable conmigo y haz de mi hogar tu morada.

Ataviada con las vestiduras más bellas

he salido a tu encuentro,

mas no ha sido tu voluntad recibirme

y las puertas de tu palacio me han sido cerradas.

He vuelto cuando has deseado verme

luciendo guirnaldas de joyas y prendas delicadas.

 

Oh, Nanak:

Una novia agasajada en la mansión del Maestro

ha encontrado a su verdadero amor y Señor.